Shanghai, la China moderna


Viajar a Shanghai: Información Turística y Cultural

Shanghai, con más de 18 millones de habitantes, es una de las ciudades más pobladas de China y el centro económico, financiero e industrial de este país. Ello es debido en parte a su situación estratégica, ya que es la salida natural hacia el mar de las ricas provincias de Jiangsu y Zhejiang, donde viven más de 120 millones de personas. Shanghai es la ciudad de China por excelencia, el lugar donde se concentran los vicios y las virtudes de una urbe. Su tráfico caótico, su actividad incesante, sus calles abarrotadas de forasteros y ciudadanos, sus barrios y edificios en los que la historia ha dejado su impronta, le dan un aire único. Y es que Shanghai es la gran ciudad mítica de Asia. Un mundo que son muchos mundos, a cual más fascinante. Encrucijada de tendencias, industrias e ideas, es el crisol en el que China se busca a sí misma para proyectarse con estilo propio a hacia el futuro. Shanghai, en esa eterna contradicción entre su alma china y su espíritu cosmopolita, es el paradigma en el que se refleja la búsqueda actual de un alma china en un mundo moderno. En Shanghai, los viajeros de cualquier parte del mundo se pueden sentir como en casa, pero nunca olvidarán a la vez, que están en el extremo oriente. Aunque Shanghai es una ciudad para pasear, para olvidarse de uno mismo en sus distintos ambientes, no cabe duda que necesita contar con algunos puntos de referencia: sus monumentos más importantes.   

shanghai jardin

Jardín Yuyuan 豫园

Es el centro del Shanghai antiguo, de la antigua ciudad rodeada por la muralla. Construido en el siglo XVI, por Pan Yunduan, un rico funcionario, su historia ha sido bastante accidentada. La familia Pan se arruinó, el jardín quedó abandonado. En 1760 lo restauraron un grupo de comerciantes. Lo arrasaron los ingleses poco después. Fue un bazar durante la primera mitad del siglo XX, para ser restaurado de nuevo en 1957. En sólo 2 hectáreas concentra los elementos fundamentales de la jardinería china, creando un recinto que abre al visitante cien paisajes y mil escenas. Caminos zigzagueantes, pequeños muros, utilización de los elementos exteriores, puertas con formas caprichosas. Con cada paso cambia la vista del paseante. El Jardín Yuyuan es el jardín privado en el que mejor se ha conseguido combinar la vegetación con los pabellones, piedras y estanques. En los días de sol sus piedras, sus pabellones y sus aguas toman un colorido espectacular.

politours

Templo de Buda de Jade 玉佛寺

Es el templo más famoso de Shanghai. Dada la escasez de templos en Shanghai, es frecuente encontrar ceremonias religiosas durante cuando se le visita, desde las sencillas y cotidianas ceremonias en honor de los difuntos, que los parientes realizan con una periodicidad determinada, a las más complejas celebradas acorde al calendario budista. Fue construido a primeros del siglo XX, para albergar las dos estatuas de Buda de jade blanco, traídas desde Birmania por el monje Hui Gen. Su mayor atractivo son precisamente estas estatuas. La disposición del templo es la clásica, con los cuatro guardianes celestiales a la entrada, y al fondo el salón más importante, con el Buda de Jade en el piso segundo. El otro Buda de jade, el reclinado, está en una de las salas de la parte Oeste del templo. Se puede fotografiar todo, incluidos los rezos y cantos de los monjes, excepto estos dos Budas.

shanghai buda

El Malecón o Bund 外滩

Se llama el Malecón a la zona donde se establecieron los ingleses tras la Guerra del Opio. Dado que los chinos vivían en la ciudad antigua, amurallada, los ingleses tomaron para sus actividades comerciales un tramo de la orilla del río situado al norte de la ciudad china. Según se fue desarrollando el papel comercial e industrial de Shanghai, el Malecón fue ganando en importancia, y durante la primera mitad del siglo XX fue allí donde se construyeron los edificios más emblemáticos de la ciudad. Una ciudad vedada a los chinos, no olvidemos que en el Parque Huangpu estaba escrito: "Prohibida la entrada a los chinos y a los perros". Y que para construir el bello edificio del Banco de China, él único chino de esa calle, los constructores tuvieron que aceptar las limitaciones impuestas por la administración británica, que no estaba dispuesta a permitir que un edificio chino fuera más alto que los edificios ingleses.
Los edificios más interesantes son el Banco de Hong Kong y Shanghai. Cuando se construyó, se decía que era el mejor edifico al Este del Canal de Suez. El Hotel Dongfeng: Antes llamado Shanghai Club. Hotel Paz: Antes llamado Hotel Cathay. Se extiende en las dos esquinas de la calle Nanjing con el Malecón. El edificio Sur, del año 1906, es el más antiguo de esta calle. El edificio Norte, con un techo piramidal de color verde, él más alto.

Zona de Pudong 浦东

A principios de los años 90 del siglo pasado, cuando Shanghai se disponía a lanzarse con todo su impulso por el camino de la modernización, las autoridades comprobaron que la escasez de suelo podía ser un inconveniente para su desarrollo. Entonces surgió el proyecto de crear una ciudad nueva al Este del río Huangpu, donde apenas había algunas casas de campesinos, y unos pocos bloques de viviendas obreras. Esa ciudad es el distrito de Pudong (Al Este del río), que desde entonces ha cambiado por completo el panorama de Shanghai. Construida según unos planes urbanísticos modernos y racionales, cuya génesis se puede ver en el Museo de la Exposición de la Ciudad, combina de forma ordenada las construcciones comerciales, residenciales y lúdicas. Y si bien, las más llamativas son las grandes torres de oficinas, los parques y museos que se van erigiendo, van a competir con los primeros en calidad y diseño. Actualmente destacan:

Torre de Televisión Perla de Oriente Con 470 metros es uno de los edificios más altos de China, y el tercero del mundo. Tiene un diseño original que le otorga además de su magnificencia, un elevado nivel estético. Sujetada por tres enormes patas, hay una gran bola, destinada a mirador y restaurantes.

El Edificio Jinmao. Con sus 88 pisos y su parte superior, con forma de pagoda, combina el estilo clásico chino con la era atómica. Desde el piso 55 para arriba es el Hotel Hyatt. Todo diseño. Tine un mirador en la planta 88, desde el que se disfruta, no sólo de una gran vista de la ciudad, sino también de la enorme bóveda que queda en el centro del edificio, de más de 130 metros de altura.

shanghai pudong

Shanghai World Finance Center: Es en este momento el edificio más alto de China, con sus 101 pisos y 474 metros. Su construcción ha sufrido una serie de vicisitudes económicas y políticas que se reflejan en su acabado. Proyectado en la última década del siglo XX, el proyecto fue abandonado por la crisis asiática de 1997. Retomado en los primeros años del siglo XXI, los chinos consideraron poco auspicioso que en su cima tuviera un agujero redondo, pues semejaba la bandera de los odiados japoneses. El agujero es ahora cuadrado y parece un gigantesco abrebotellas. También se puede al observatorio. Lo más llamativo es el suelo de cristal en el mirador, que no le hace apto para los que sufran vértigo.

El Puente Nanpu: Terminado en 1989. Fue el primer puente que se construyó en Shanghai comunicando las dos orillas del río Huangpu. Es el cuarto puente más largo de su tipo en el mundo. Las columnas sobre las que se sujetan los cables de acero tienen una original forma de "H", realmente llamativas, y sobre ellas está escrito el nombre del puente según la caligrafía de Deng Xiaoping. El acceso al puente desde la orilla de la ciudad es en forma de una gigantesca espiral, otro símbolo del Shanghai moderno.

Plaza del Pueblo 人民广场

Durante la época colonial la plaza era un hipódromo, sustituido durante los años comunistas por una sucia estación de autobuses al servicio del pueblo.

El Museo de Shanghai, al sur de la plaza, con forma de vasija, es el mejor museo de China. Sus 10.000 m2 de exposiciones incluyen lo más importante del arte chino dividido en 11 categorías: bronce, cerámica, pintura, caligrafía, escultura, muebles, jade, sellos, monedas, arte de las minorías, cerámica Zande Lou. Así como varias salas para exposiciones temporales. Sus colecciones de bronce, cerámica y pintura son las más destacables, pero todo el Museo, es en mi opinión, el que está instalado con más cuidado y permite una mejor apreciación, estética y cronológica de los objetos expuestos. Frente al Museo se encuentra el Gran Teatro, con 1800 asientos, fue acabado en 1998. Tiene el mayor escenario de Asia, con 718 m2, y es una obra maestra de arquitectura. La visita es guiada. Al Este del Teatro el Museo de la Exposición de la Ciudad, muy interesante para el que quiera conocer el Shanghai del pasado y el del futuro. Detrás del Teatro un edificio de la época colonial, es el Museo de Arte Moderno de Shanghai, con buenas exposiciones de fotografía. Un panorama bastante interesante de la plaza y las calles cercanas se puede disfrutar desde la cafetería del Hotel JW Marriot, en su esquina noroccidental.

Los circuitos de Politours te llevan a las más importantes ciudades de China. Shanghai es uno de los destinos incluidos en todos los circuitos. En Chinaviva podemos ayudarte a organizar el viaje a Yunnan y otros destinos remotos, así como a preparar las combinaciones que más se adapten a tus necesidades.

Texto y fotos: Pedro Ceinos Arcones. Copyright www.chinaviva.com 2000-2013


 
   
home · viajes · libros · etnias · cultura · horóscopo · fotos· videos